Beneficios de tomar pastillas de THC

Beneficios de tomar pastillas de THC

Pastillas con cannabis, bandera americana

discreción. El cannabis es un remedio apestoso, pero las pastillas de THC son mucho menos fragantes que el cannabis inhalable. Esto lo convierte en una opción atractiva para los consumidores que no quieren preocuparse por los olores causados ​​por las drogas. Uno de los efectos secundarios del THC es la paranoia, por lo que si es probable que te sientas incómodo con la percepción pública, puede ser útil consumir productos que te den discreción.

Conveniencia. Aparte de las sutilezas, las cápsulas de thc en argentina son tan cómodas de tomar como las vitaminas. No necesita un encendedor, una antorcha, un atomizador, una varita, un tazón o una hoja de papel para hacer el trabajo. Esta es una consideración particularmente importante para los pacientes pediátricos que son demasiado jóvenes para probar con seguridad métodos de consumo más complejos. Los padres no deben comenzar a administrar tabletas de THC a sus hijos sin la aprobación de un pediatra. Otra comodidad es que cada cápsula del paquete tiene un contenido de cannabinoides uniforme para que el paciente sepa exactamente cuánto THC está inyectando en su cuerpo.

Una droga sin sentido. Es más probable que las píldoras de THC se consideren drogas que golosinas sabrosas que hacen felices a los consumidores de muchas maneras. A diferencia de muchos comestibles, las píldoras de THC no contienen las calorías vacías que proporcionan los alimentos muy dulces y grasos. Uno de los desafíos de consumir cantidades seguras de alimentos comestibles es que es difícil resistir el resto de la galleta de THC de 100 mg cuando comes un munchkin. Sin embargo, las pastillas de THC son bastante aburridas, así que probablemente no querrás tomar otra pastilla por el sabor.

Sin efectos secundarios respiratorios. Debido a que las pastillas de THC distribuyen los cannabinoides a través del sistema digestivo, los riesgos asociados con la inhalación del material quemado se evitan por completo. Los grandes fumadores de cannabis a menudo se enfrentan a la irritación respiratoria, que incluye sibilancias, producción de mucosidad y tos. Esta es una ironía desafortunada. Esto se debe a que históricamente el cannabis se ha utilizado como bronquiolo para el tratamiento del asma. Los síntomas respiratorios dañinos que experimentan los fumadores regulares son el resultado directo de inhalar aire extremadamente caliente. La combustión también produce compuestos cancerígenos llamados HAP. Tomar pastillas de THC evita la exposición a las toxinas asociadas con la irritación y el ardor respiratorios.

Leave a Reply

Your email address will not be published.